Contribuyó al estudio y la conservación del venado de las pampas en Argentina

Para cuando en la FVSA le tocó asumir la responsabilidad del Programa Pastizal Pampeano, la entidad tenía larga experiencia en conservación del ecosistema y de su emblemático exponente el venado de las pampas, con el Agente de Conservación Mario Beade en la Reserva Campos del Tuyú y en los últimos años con un importante cúmulo de investigaciones lideradas por el Lic. Alejandro Vila. 

La experiencia de Parera en la materia se había consolidado con los venados de las pampas en San Luis, a través del Programa Refugios de Vida Silvestre y, en particular, con el RVS San Martín del Alto Negro, ubicado en el área núcleo de la mayor población de venados de las pampas en el país. 

En San Luis impulsó, junto al INTA y Aves Argentinas, una fallida creación del Parque Nacional Los Venados (APN tenía la asistencia de fondos del GEF a los efectos de la creación de nuevas áreas en la Argentina). 

Desplegó algunos de los primeros esfuerzos de conteos terrestres, posteriormente continuados por el INTA que sumó censos aéreos.

Lideró una campaña de envío de cartas al gobernador para evitar que dos rutas asfaltadas atravesaran el área núcleo (entregó al gobernador Adolfo Rodríguez Saá una caja con12.000 cartas enviadas desde los distintos puntos del país). 

También había realizado relevamientos en la provincia de Corrientes (1999-2000), primero terrestres y luego aéreos, consiguiendo el apoyo del gobierno correntino y las fuerzas vivas de la localidad de Gobernador Virasoro. Sus hallazgos fue pubilicados en coautoría con Diego Moreno en una publicación especial: 

Parera, A. y D. Moreno: 2000. Venados Correntinos: situación crítica. FVSA. Publiación especial. 

Esta experiencia le permitió abrigar y plantear la idea de relocalizar ejemplares de la amenzada población del núcleo Aguapey a las lomadas de San Alonso, recientemente adquiridas por Douglas Tompkins, quién le confió el desarrollo de un estudio de factibilidad, cuya realización fue coordinada junto a Tomás Waller (en ese momento coordinando operaciones en Corrientes para el filántropo) y Alberto Ansola, puntualmente a cargo de la estancia que había sido de su padre. 

Parera convocó a especialistas de primer nivel para realizar la evaluación (Marcela Uhart y Bill Karesh de WildLife Conservation Society, el experto en captura de grandes mamíferos salvajes James Innes, Gustavo Aprile, Alfredo Balcarce, Guillermo Stamatti y Gustavo Solis), que coordinó en el terreno y talleres, cuyos resultados editó y publicó como "Proyecto de reintroducción de venados de las pampas en la lomada San Alonso de la Provincia de Corrientes".

Si bien el mismo fue considerado oneroso por parte de Tompkins, finalmente fue adaptado y modificado para su ejecución años más tarde. 

Una vez a cargo del Programa Pastizales, apoyó las acciones de conservación in situ del venado de las pampas en Samborombón, dando continuidad a los relevamientos aéreos, campañas de control de perros salvajes, denuncias de caza furtiva, fortalecimiento del área protegida, amplificación de la acción ciudadana a través del Programa Adopte un Venado (desarrolló un Boletín impreso llamado "Tus Venados" y participó de un documental protagonizado por un adoptante, para la señal televisiva Discovery Channel, desarrollando a su vez, una visión de "General Lavalle" Capital del Venado de las Pampas. 

En el ámbito nacional, luego de realizar junto a Mario Beade una campaña para intentar develar la situación del núcleo de venados menos conocido y posiblemente más amenazado del país (norte de Santa Fe, en los Bajos Submeridionales), consiguiendo el apoyo de un helicóptero del Gobierno del Chaco, impulsó un taller para lanzar un Plan Nacional para la Conservación del Venado de las Pampas, junto a las autoridades de la Dirección Nacional de Fauna Silvestre (con su directora Victoria Lichstein presente en la ocasión). 

Lideró entonces una visión de conservación para la especie que admitiera la conservación ex-situ (surgían entonces noticias acerca de una población en manos de un privado en una estancia de la provincia de Buenos Aires, con ejemplares obtenidos en San Luis y éxito reproductiva constatado), la traslocación y fundación de nuevos núcleos como estrategia alternativa a la clásica visión de conservación in situ, que parecía fijada para esta especie. Sobre todo, después de una triste experiencia pretérita de traslocación fallida de la población de Punta Médanos, en los albores de la propia FVSA. 

El Boletín Tus Venados llegó a convertirse en suerte de plataforma de operaciones y gestión para esta visión de reconstrucción de las poblaciones de venados de las pampas en la Argetina.